jueves, 15 de mayo de 2008

ÚLTIMA LLAMADA (de Joel Schumacher)

Hay casi 8 millones de habitantes en los 5 distritos de New York y 12 millones en el área metropolitana. Hay unos 10 millones de líneas telefónicas, más de 50 compañías, 3 millones de neoyorquinos utilizan móviles.

Antes ver a alguien sólo era un síntoma de demencia, ahora, define la categoría social. Y el uso de tarjetas está sustituyendo al de monedas. Aunque, a pesar que cada vez se utilicen más lo móviles, unos 4 millones y medio de residentes y 2 millones de visitantes siguen utilizando teléfonos públicos con regularidad.

Esta es la cabina de la 53 con la octava, puede ser que sea e último vestigio de intimidad en el west side de Manhattan. Es la última cabina de este tipo y aún sigue funcionando, desde aquí se realizan hasta 300 llamadas diarias. Esta cabina ha sufrido 41 robos en los últimos 6 meses. La compañía Verizon tiene previsto desmontarla y sustituirla por un kiosco mañana a las 8.

A tan sólo 2 manzanas, se encuentra el hombre que será el último ocupante… de esta cabina.


¿Interesante, no?... pues así de prometedor es el comienzo de esta película repleta de suspense, emoción y buena acción.

Película breve en duración (tan sólo 82 minutos) pero de intensa angustia en los que su Director, Joel Schumacher, ha sabido dar un ritmo frenético y trepidante a una historia bien sencilla de contar: Stu Shepard (Colin Farrell) un publicista ambicioso de NY es amenazado telefónicamente por un francotirador que le tiene totalmente acorralado y controlado en todos sus movimientos físicos y… también los que no son tan físicos o corporales. Como dice un comentario muy acertado del periodista Hunter, del Washington Post "Phone Booth (nombre original de la película) tiene una duración de 82 minutos neoyorquinos, todos ellos excitantes"

Cierto es que me ha costado bastante en decidirme a ver esta película, estrenada en el año 2003, porque, si os soy sincero, no me atraía lo más mínimo ni su historia ni su actor protagonista, Colin Farell.

De Colin, aún después de reconocer su más que aceptable interpretación en este film, sigo pensando que es un actor que no me acaba de convencer en absoluto y que su carrera cinematográfica está llena de continuos alti-bajos. Tiene actuaciones insustanciales y carentes de talento como son las que tuvo en Alejandro Magno, Daredevil o en La Prueba junto al mismísimo Al Pacino. Aunque también es cierto que cuenta con otras de aceptable calidad, como fue el personaje lleno de carácter y aplomo que interpretó en Minority Report.

Innegable es que su actuación en Última Llamada es correcta y creíble. Está convincente en su papel de asesor publicitario arrogante y ambicioso que utiliza la mentira y el engaño como armas de supervivencia en una jungla empresarial tan competitiva como es la ciudad de NY.

De la calidad de su interpretación dependía casi la totalidad de la credibilidad de la película. Colin tenía la responsabilidad de que sus registros interpretativos fueran lo suficientemente verídicos y naturales para que la película consiguiera tener la carga de tensión que exigía el guión. Si sus registros no hubieran sido convincentes, esta película no tendría el suspense ni la intriga de la que está dotada.

Ni siquiera el gran potencial de actores secundarios con los que cuenta el film hubiera sido suficiente para hacer creíble la historia si la interpretación de Collin hubiera sido mediocre y carente de fuerza. El director arriesgó dando todo el peso interpretativo de la película a Collin, aunque como os digo, éste “salva los muebles” de una manera bastante digna. Arriesgada decisión pero superada con nota.

Como dice el propio Joel Schumacher “son tantos los personajes secundarios que aparecen a lo largo del film que más bien parece una película coral por la gran cantidad de personajes que hay con pequeños papeles: el jefe de policía, el pizzero, las prostitutas, ...”. Pero como os digo, todo este conjunto de grandes actores con pequeños papeles no hubieran salvado la película si la interpretación de Colen no hubiese estado a la altura de las circunstancias y de las expectativas creadas.

Además de Stu Shepard (Colin Farrell), personaje principal de esta trama trepidante de acción, el film cuenta con un segundo personaje de peso, casi principal… pero que curiosamente sólo está presente mediante su voz. Nunca aparece físicamente en la pantalla (excepto un minuto en la última escena), su presencia es sólo sonora. Me estoy refiriendo al francotirador invisible interpretado por Kiefer Sutherland, que una vez más, recomiendo disfrutar de su impresionante voz en su versión original ya que Sutherland logra entonar su potente voz grave y profunda de tal manera que consigue intimidar al propio espectador con su ingenio e ironía… y con sus incómodas carcajadas.

Estas dos interpretaciones principales están apoyadas y complementarias por otras secundarias de talento, como es la de Forest Whitaker (El capitán Ramey), la de Radha Mitchell (Nelly, la mujer de Stu) o la de la mismísima Katie Holmes (Pamela, clienta y algo más para Stu)... Todos estos personajes, unidos por el pleno desconcierto y por la situación incierta del momento. Todos están involucrados, todos están relacionados, todos están inmersos en esta pesadilla. Todo están… en el punto de mira.

La película está bien, entretenida, sin más. Al menos su guión está curioso, es original y novedoso (guardando las distancias con la película-corto de Mercero) y sobre todo es innovadora en la forma visual trepidante que tiene en la forma de narrarnos los hechos que en ella acontecen.

Y es entretenida porque desde el minuto 1 comienza a tener su acción un ritmo palpitante con escenas y situaciones muy dinámicas y entretenidas para el espectador. Su Director, Joel Schumacher, sabe perfectamente transmitir ritmo y emoción a sus películas como ya lo demostró en películas como en Línea mortal, Un día de furia o en Asesinato en 8mm.

Ésta es también la típica película que provoca opiniones bien distintas y opuestas… Habrá quien la valorará como “bastante buena”, otros como “entretenida” o “pasable” y otros como “vacía, fantasma y absurda”. Como prueba, podéis ver dos críticas que he encontrado en dos webs dedicadas al cine, con opiniones bastante diferentes:

La Butaca: “Una obra ágil, amena, breve e intrigante, un filme con apariencia de producto televisivo que finalmente parece haber sido reciclado para la pantalla grande. En cuanto al reparto, resalta la sorprendente corrección del habitualmente sobreactuado Colin Farell”

Filmaffinity: “La historia de partida es trepidante, entretenida y original... pero el resto de la película es como todos sus personajes de fuera de la cabina: un par de retazos vacíos, sin profundidad, sin ninguna implicación por parte del espectador (por mí, como si liquidaba a novias, polis y transeúntes varios). Y cuando uno pide más información que alimente su interés, va la cosa y se acaba. Resumiendo, lo único bueno de "Phone Booth" estaba dentro de la cabina: algunos diálogos, un estupendo Farrell y la impresionante voz de Sutherland en versión original”

Como pequeña curiosidad de la película, la que nos comenta Roger Ebert, del Chicago Sun-Times, sobre el guionista de la película "La película es esencialmente una obra con moraleja, y no es un sorpresa que Larry Cohen, el guionista, tuviera esta idea hace 20 años... cuando todavía había cabinas telefónicas y obras con moraleja"

¿Lo peor de la peli?... pues, como ocurre en muchas de las películas americanas, que en su trasfondo suele haber siempre una lección de moralidad para los espectadores, pues ésta película no iba a ser menos. Y es que esencialmente lo que nos cuenta esta película no es más que la historia de un justiciero (vestido de francotirador) que va imponiendo “su justicia” por las calles de la ciudad de los rascacielos. Vamos, una especie de Dios que quiere conseguir un mundo ideal donde la gente obre sin engaños, sin malos actos y sin infidelidades. Que perdure en ellas la sinceridad, la nobleza… pero claro, a su manera. Es decir, el mundo de Yupi.

Pero bueno, lo importante es que esto es sólo cine, es ficción… a si que, ¿os apetece evadiros durante poco menos de hora y media del stress y de la rutina diaria?, pues con Última Llamada lo conseguiréis. Es puro entretenimiento.

20 comentarios:

Lola dijo...

Ricardo, película como bien dices, entretenida, y muy rápida.
Menos de hora y media.
Trampolín de Colin Farrell, hace un trabajo gestual, y una aparición que en su día me hizo gracia:Kiefer Sutherland en un papel muy pequeño, mientras las serie"24" triunfaba...la verdad es que fue un exitazo de taquilla.

Un abrazo

Tere dijo...

Esta pelicula no me gustó mucho la verdad,es un poco pesadita,to el rato ahi en el telefono no se.para mi personlamente no es una pelicula que recomiende,pero vamos pa gustos los colores!!!!

Estoy por ver la de 27 vestidos y la de Atasco en la Nacional que es española,ya te contare que tal!!!

Besos!!! y ya he visto que has colocado el premio en el blog,es un Goya jaja

RFP dijo...

Yo no la vi. A pesar de que Colin Farrel me gusta (y no me estoy refiriendo a sus capacidades actorales), pero a mi Joel Schumacher me resulta un director tan irregularísimo que me da mucha pereza. Después de leer esto, lo mismo me decido.
Tu visita a mi blog me trajo por aquí. En cuanto tenga un poco más de tiempo, me paso otra vez. Saludos.

Extensus dijo...

No la he visto pero la veré. En cuanto a Collin Farrell más bien no me gusta aunque puede haber algún papelillo por ahí en el que no lo haya hecho mal.
Como siempre enhorabuena por tus elaboradísimas críticas.

@ngelito dijo...

Ricardo, esta película me pareció un rollete de los grandes. Me dormí viéndola.
Además a este actor creo que le queda mucho camino por recorrer hasta hacerse un buen sitio entre los grandes.

De Joel Schumacher, te puedo decir que no es de los directores que mas me guste, pero ha dirigido buenas películas como estas que pongo a continuación:

Asesinato en 8 mm (1999)
Nadie es perfecto. (1999)
El ciente (1994)
Verónica Guerin (2003)
El número 23 (2007)

Un saludo.

Adela Fernández dijo...

No la he visto, así que la alquilaré una tarde de estas para desconectar, que falta hace a estas alturas de mes. Gracias, Ricardo.

lucinda dijo...

evadirnos del stress y la rutina diraria¿ pues bueno, a mí personalmente me estresó bastante ver al hombre éste todo el rato metido en la cabina, me creó mucha ansiedad, vamos que estaba deseando que acabara ya la peli solo pa' verle salir de allí de una vez. Tal vez por esto, por conseguir angustiar al espectador tanto como el protagonista merece la pena verla

Ricardo Baticón dijo...

Buenas tardes a tod@s!

Lola, yo creo que sí, que al menos es una película entretenida, sin más pretensiones, ágil y breve. Y cierto lo que comentas de que Kiefer Sutherland le dieron un papel muy pequeño mientras triunfaba en la serie"24", a lo mejor precisamente por eso, buscaba un gancho estrella, no crees?

Tere, pues fíjate, antes de verla estaba convencido de eso, que tanto tiempo en la cabina se me iba a hace pesadísima pero me sorprendió porque pasan tantas cosas y tantos personajes... que al menos a mi no se me hizo pesada. Ya me comentará esas dos pelis españolas que tienes pendiente de ver.

Rfp, bienvendido a estos lares cinematográficos. Encantado de que te vuelvas a pasar cuando quieras por aquí, lo mismo te digo respecto al tuyo para actualizarme del panorama musical.

Extensus pues si te decides a verla tampoco te esperes mucho de ella, tan sólo pasar hora y media entretenido, nada más. No es de las de recordar eternamente. Me alegro que te gusten mis críticas. Gracias.

@ngelito, me parece muy curioso tu cometario porque es un ejemplo claro de que el cine es como la vida misma, es decir, que como dice Tere, "para gusto los colores", porque fíjate a mi no me parece gran cosa pero lo que tengo claro es que es todo menos aburrida y a tí casi te provocó una siestecilla. Es la grandeza del cine, pelis que a veces nos ecantan y otras que nada. Gracias una vez más por dejar en este blog recomendaciones o referencias a otras películas.

Adela, ya se te echaba de menos tenerte comentando por estos territorios. Yo creo que sí, que si alquilas esta peli si conseguirás desconectar un poco de la rutina ... pero ya no sé qué dicirte...

... porque Lucinda no consiguió para nada evadirse del stress y de la rutina diraria, sino más bien lo contrario... la provocó ansiedad. A si que no se, es vuestra elección, pero bueno, la cosa es ver cine y disfrutar de su magia, no os parece??

Un saludo para tod@s!

alaluzdeunaluciernagaazul dijo...

A mí esta película me encantó y me impresionó como siendo una película en la que el personaje no sale en una hora y media de una cabina de teléfonos (d esas tan añorantes que ya no kdaN :D) se pueda mantener tanto la tensión
Además me gusta mucho COlin Farrel

Me gusta tu critica.... en serio. Ojala supiera tanto d cine como tú :)

un saludo

vix! dijo...

A mi burra, a mi burra le duelen la orejas y el médico le ha dicho que haga una última llamada.

Veremos que tal. Por muy mala que sea, 82 minutos pasan rápido. Es del tipo de peli, según que parece, que por lo menos te distrae, que tal como están las cosas ya es suficiente.

Qué recuerdos el corto de Mercero... que angustia más original... a lo ángel exterminador.

Lola dijo...

Hola Ricardo. Sí, puede ser que lo de Sutherland fuera un gancho...pero recuerda que no se publicitó nada de ello cuando se estrenó Ultima llamada. Lo dejaremos para quien fuera a verla. Personalmente, encantada con esta mini-aparición.
Otro tema: Pégate a los anuncios de la tele, hay uno de Panrico fibras que protagoniza tu diva, primero lo ves si quieres, y ya hablaremos...
Un abrazo

Ana dijo...

No la he visto, pero la apuntare.. como todas..
Un saludito!

Ricardo Baticón dijo...

Hola,

Luciérnaga azul (espero que me permitas llamarte así, más corto)para no saber de cine... me gusta mucho cómo lo has resumido en tres líneas, al final se resume en eso (la tensión enorme que logra transimitir sin que el personaje salga de una cabina). Yo encantado que sigas pasando por aquí para leer mis críticas, pero respecto a lo que comentas sobre lo que sé de cine, como decía Forrest Gump "Yo no sé mucho de casi nada" (me encanta esta frase!)

Hola Vix, encantado de contar con tus comentarios por estos territorios cinéfilos. No te esperes mucho de esta peli, como muy bien dices "Es del tipo de pelis que por lo menos te distrae". Buenos recuerdos los de Mercero, inolvidable film casi corto.

Hola Lola. ¿A si que encantada con la mini-aparición de Sutherland?... bueno, bueno. Cambiando de tema... sí, ya he visto el anuncio... no me lo esperaba y me quedé un poco k.o. pero al instante, como buen admirador suyo, pensé "bueno, al menos siguen utilizando su imagen como símbolo de belleza o de mantener la línea" que a su edad tiene que ser todo un piro`po para ella. No se si me explico... que no es lo mismo lo que anuncia ella, que lo que anuncia Concha Velasco! (con todos mis respetos para esta gran actriz, de lo mejor)

Ana, apúntala en tu libreta pero no como "urgente" sino que puede esperar... vamos, que antes tendrás otras más interesantes que visualizar, seguro.

Gracias a tod@s por molestaros en dejar comentarios tan interesantes!

Chito dijo...

La vi en el cine sin esperar gran cosa de ella, y la verdad es que me llevé una grata sorpresa. Para transcurrir toda la acción en una cabina de teléfonos, no se hace pesada en ningún momento, incluso se me hizo más corta de lo que es ya que mantiene la intriga en todo momento.
Saludos.

Ricardo Baticón dijo...

Hola Chito,

bienvenido a este lugar para hablar de cine y gracias por dejar un comentario.

A mí me ocurrió algo parecido a lo que te pasó a tí. Me puse a verla sin esperar nada de ella... y me sorprendió gratamente.

Un saludo!

La Creadora dijo...

Esta pelicula me impresiono mucho, no se mucha tension el pobre q no puede salir si no le asesinan ufffff. me encanta!

Saludos

José Caldera dijo...

Arriba Colin... creo que ha tenido altibajos, pero (no jueguen...) ha sabido dar buena acción... Sin embargo, estoy conciente de que tiene mucho que mejorar en el séptimo arte. Vaya, aun está gateando...

Que bueno que según la crítica Colin "salva los muebles". Es de notar la Buena observación..

Lo que no me gustó es que las llamadás estaban de ese manera. Colin tenía que tener cuidado porque en la torre con ese francotirador...(ojo que no jaló más que un 20 para la red de audiencia)...

La peli es a mi ver, bastante buena, es más, puede entretener hasta un niño en el cine. Ojalá pudieran pasar a ver la "Última llamada" El título está algo extremo por eso yo la pensaba y tardé un poco más en verla...

Saludos y un abrazo

RICARDO BATICÓN dijo...

Buenas Creadora!

Me alegro que te lo pasaras bien viendo esta peli llena de tensión... y angustia!. Saludos!

Hola José Caldera. Gracias por pasarte por este blog y además dejar tu opinión sobre esta peli.

Comparto contigo que Colin aún tiene mucho que mejorar y no me cabe ninguna duda que acabará haciendo alguna gran película, o más de una. Y sí, también es cierto que el título Última llamada no engancha nda, no es nada seductora. Yo soy de la opinión que mantendría los títulos en inglés o traducidos tal cuál, sin cambiar la traducción.

Gracias y un saludo!

vix! dijo...

A mi me encanta el papel de Colin Farrell en Alejandro Magno: hace de hijo de Angelina Jolie y en la vida real tiene 1 año menos... al director de casting es para meterle la cabeza en el wc y tirar de la cadena.

Eso aclara como en hollywood lo que importa son los nombres que hay en el poster promocional, no que estén bien repartidos.

A mi este colin Farrel no me gusta, me tiene cara de manso, pero ha hecho una peli con woody allen, así que algo bueno ha de tener. Aun no la he visto (el sueño de Cassandra) ni última llamada.

RICARDO BATICÓN dijo...

Hola Vix,

todavía me estoy riendo de tu comentario sobre Alejandro Magno... Es que eso de la edad fue muy bueno (y comentado)... No habrá actrices buenas que podían haber hecho de madre!... En fin, cosas del cine. Es verdad que en ciertas películas (sobre todo en las comerciales) lo que importa son los nombres estrellas, da lo mismo que peguen o no con el personaje que interpretan.

Un saludo!